Inspecciones de calidad de la Edad Media

224
La calidad de las inspecciones de calidad-gabrielfariasribarren.com

Para establecer una medida del estado actual de las inspecciones de calidad, se les solicitó a los profesionales del sector encuestados en el informe referenciado en el post anterior – La calidad en el suministro global de la moda – que confirmaran sus más importantes desafíos tanto respecto de la industria como sobre sus propias empresas y en ambos casos, la presión por la demanda de precios cada vez más bajos y de tiempos de entrega cada vez más cortos se ubicaron en el top de la lista.

Justamente y a continuación, profundizaremos en todos y cada uno de los generadores de presión sobre el producto y las empresas de la moda, empezando por los que más preocupan a los directivos y empresarios del sector.

Generadores de presión sobre la calidad.La calidad de las inspecciones de calidad-gabrielfariasiribarren.com

Los principales desafíos relacionados al control de calidad en la industria de la moda en general son las siguientes (enumerados por orden de importancia según los encuestados):

Demanda de menores precios | Entrega de los productos a tiempo | Transparencia en todos los niveles de la cadena de aprovisionamiento | Sustentabilidad | Acceso a datos históricos | Puntualidad-eficiencia | Puntos aislados en la cadena de abastecimiento | Demasiados procesos manuales |Pronóstico-análisis de datos 

Precios, siempre a la baja.

El 98% de los profesionales encuestados consideró que la presión por la demanda de mejores precios es un desafío actual y permanente para la industria con incidencia directa en la calidad del producto. Respecto de sus propias empresas, el 77% de los encuestados colocó este tema en la misma categoría.

Uno de los directivos encuestados sentenció, “Los precios de las materias primas y demás insumos están aumentando y los precios minoritas están estancados o van a la baja; la presión está en todos los eslabones de la cadena de suministro, ¡abastecimiento, producción y calidad!”

Esta presión genera que las marcas y empresas de la moda se vayan de los orígenes manufactureros tradicionales y se muden a otros mercados emergentes. En este punto, es fundamental saber que cuanto más se ahorra en el FOB (costo del producto), a través de un cambio en el país de producción, se necesitará un proceso fiable y robusto de auditoría y control de calidad; así que el presupuesto en esta área deberá aumentar.

Ahorro en el costo (FOB) es igual a nuevo origen.  La calidad de las inspecciones de calidad-gabrielfariasiribarren.com

Si cambiar de origen de fabricación, permite a la marca ahorrar dinero, es un “empezar de nuevo” en términos de establecer una nueva línea de producción en una nueva fábrica; en algunos de los casos, estos nuevos orígenes son más económicos porque están menos cualificados y tienen menos experiencia que el origen usual.

Sean Cormier, profesor adjunto y director del Departamento de Desarrollo y Marketing Textil en el Fashion Institute of Technology, que ha trabajado en treinta y cuatro países durante su carrera laboral en la industria de la moda, decía que es momento de que los directivos de las empresas de indumentaria se hagan eco del efecto que ha tenido en el sector el ir tras la baja de costes. “Si quieres mejorar la calidad, debes mantener tu inversión en el área”, concluyó.

Cormier como los demás profesionales de la industria consultados, están de acuerdo en que los mejores resultados- financieros y otros- se logran forjando relaciones sólidas y de largo plazo con las fábricas. Es decir, crear sociedades estratégicas de crecimiento mutuo.

Velocidad de fabricación y envío al mercado.

No es ninguna novedad que la presión para producir en tiempos cada vez más cortos y enviar los productos al mercado rápidamente fuera identificada como extremadamente desafiante o desafiante para el 90% de los encuestados. El objetivo de mantener el ritmo impuesto por el fast fashion y la obsesión de la moda por la velocidad de llegada al mercado, han generado que el tiempo sea el bien más preciado en la actualidad para la industria.

Los directivos y empresarios de la moda afirmaron que la carrera por cumplir con las fechas límites impuestas en los calendarios comerciales, tiene un efecto de onda expansiva en toda la empresa. Como sabiamente manifestó uno de ellos, “A medida que confrontamos la presión constante de la velocidad de llegada al mercado y de la baja de costos, nuestros equipos de desarrollo de producto se focalizan mucho más en la velocidad que en la situación real de los proveedores, lo que nos lleva a una reducción anticipada de la debida diligencia en el proceso de producción y abastecimiento, incluso antes de confirmar las órdenes y los programas.”

Cormier, al respecto, también expresó que las marcas de calidad reconocida están en la actualidad en una mejor posición que aquellas que la han dejado caer. “Ralph Laurent es un ejemplo; es un ícono porque ellos han sabido controlar las cosas. Mantuvieron los insumos y tejidos de calidad a través del tiempo y con ello lograron mantener la fidelidad de sus clientes; incluso han podido cobrar un poco más por el precio de sus modelos porque sus leales clientes saben que obtendrán calidad”. 

Transparencia en la cadena de suministro.La calidad de las inspecciones de calidad-gabrielfariasiribarren.com

 

Aunque solo el 46% de los encuestados consideró que la transparencia en todos los niveles es un asunto extremadamente desafiante o desafiante para sus propias empresas, el 66% afirmó que es un problema que abarca a toda la industria.

“La visibilidad lo es todo”, dijo Greg Schlegel – fundador de The Supply Chain Risk Management Consortium. “Si puedo detectar un defecto de calidad en el momento adecuado en la cadena de abastecimiento, estoy minimizando el riesgo y el valor total en peligro porque en ese punto de la producción es un producto de menor costo y potencialmente puedo mitigar ese problema antes de que llegue al estadio final, cuando el producto ya será de mayor precio”.

Parte de la falta de transparencia tiene que ver con el aislamiento en el que trabajan las marcas de la moda y sus empresas asociadas. Otra razón es la gran cantidad de proveedores con los que producen, lo que hace que la supervisión sea poco menos que imposible. La transparencia también se ve afectada por la corrupción detectada en las fábricas y a nivel del proceso de inspección de calidad- una preocupación para el 49% de los profesionales encuestados- porque consideran que los sobornos son muy habituales.

Más allá del precio, las presiones sobre el tiempo de entrega y la visibilidad, otras áreas como la sostenibilidad, el acceso a datos históricos y la puntualidad-eficiencia fueron destacados como hitos importantes para la industria en general. Respecto de esta relación tan relevante para las nuevas generaciones de consumidores, velocidad con responsabilidad, te recomiendo leer este artículo anterior basado en un exhaustivo reporte de McKinsey: Fast fashion responsable.

Mano de obra, inexperta y poco cualificada.Inspecciones de calidad de la Edad Media-gabrielfariasiribarren.com

El 81 % de los empresarios y profesionales encuestados consideran como un generador de presión la falta de mano de obra cualificada en la industria.

La situación y su problemática está relacionada directamente con la búsqueda de reducciones de costes (FOB) y la localización de la producción en nuevos orígenes low cost para lograrlos. Debido a este ciclo, la industria de la moda ha ido saltando de un país de bajo costo a otro, buscando los salarios más bajos que la ayuden a lograr sus mejores precios de compra; aunque a mediano-largo plazo terminan pagando un precio diferente y superior al inicial.

 ¿Por qué?

Porque cuando una marca de la moda muda su aprovisionamiento a un nuevo origen tiene que capacitar a los trabajadores, pero una vez que están capacitados, ellos comienzan a solicitar (como es lógico y deseable), mejores salarios, mayor cobertura en el seguro médico, más beneficios extras y los precios consecuentemente aumentan. El ciclo continua con un nuevo traslado, donde el costo laboral es menor, pero nuevamente se comienza el proceso con trabajadores sin experiencia y baja cualificación laboral.

De igual manera, la focalización en la reducción de costos le roba a la industria de indumentaria los inspectores más experimentados y capacitados. “Si comienzas sin experiencia, entras en el sector textil, aprendes la disciplina de las inspecciones de calidad y luego te pasas a la industria automotriz o electrónica para obtener un salario más alto. Los textiles están en el extremo más bajo”, culminó Cormier.

Próximo artículo.

Ahora que hemos analizado los generadores de presión que inciden en las marcas y en la calidad final del producto, en el próximo artículo cerraremos el análisis del informe – The State of Quality Inspections in the Global Supply Chain 2018 By Sourcing Journal & Inspectorio – conociendo la calificación final de los procesos de inspección actuales y las medidas que se deben tomar para mejorar la calidad de la indumentaria, el calzado y los accesorios de moda. Además, en este tercer artículo podrás descargarte gratuitamente este exhaustivo informe.

¡Aquí nos volveremos a encontrar!

Dejar respuesta

Por favor ingrese su comentario!
Please enter your name here