MENU
Fast Fashion responsable-gabrielfariasiribarren.com

Mayo 24, 2017 Comentarios (3) Views: 937

Fast Fashion responsable

Según McKinsey, “la producción mundial de ropa se duplicó desde el año 2000 al 2014 y el número de prendas compradas anualmente por los consumidores aumentó en promedio un 60%. Esta situación  muy favorable para el sector textil desde el parámetro comercial, se generó en parte gracias a la caída de los costos de producción, operaciones más eficientes y racionales y un aumento del gasto del consumidor en indumentaria en los países en vía de desarrollado y obviamente en los desarrollados.

Fast Fashion responsable-gabrielfariasiribarren.com

Directamente relacionado a lo precedente, las compañías han bajado los costos agresivamente y han ido racionalizando sus cadenas de suministro. Esto ha hecho que el precio de la indumentaria caiga en relación al valor de otros bienes de consumo. Los clientes respondieron a estos precios más bajos y a la mayor variedad de modelos comprando más prendas. El número de artículos de indumentaria producidos anualmente se ha duplicado desde el año 2000 y ha superado la barrera de los 100 mil millones por primera vez en 2014; casi 14 prendas por cada habitante en el planeta.

Mientras que el crecimiento de las ventas ha sido sostenido y fuerte a nivel mundial, las economías emergentes han tenido aumentos muy importantes en la comercialización de indumentaria, ya que más consumidores en esos países pasaron a ser clase media. En cinco grandes países en desarrollo – China, India, México, Brasil y Rusia— la venta de ropa creció ocho veces más rápido que en Alemania, Reino Unido, Estados Unidos y Canadá.

La futura venta de indumentaria.

Más allá de este aumento, el consumidor promedio de un país en desarrollo compra una fracción de los artículos que adquiere cada año su contraparte en un país desarrollado. Por lo general, la venta de ropa podría aumentar significativamente si los habitantes en los países en desarrollo eligieran comprar más prendas a medida que aumenta su propio poder adquisitivo. Continúa el estudio de McKinsey informando que si en el año 2025 el 80% de la población de las economías emergentes alcanza los mismos niveles de consumo de indumentaria que el mundo Occidental y la industria textil no se transforma en más eficiente el impacto medioambiental de la industria de la moda será mucho más significativo.

Volviendo al periodo 2000 – 2014, es justamente el fast fashion el que se ha convertido en un protagonista sumamente activo de la industria de la moda, consolidándose como una potente fuente de crecimiento para algunas de las compañías más importantes del sector.

¿Cómo ha logrado la pronto moda este rol tan relevante en la industria textil?

Fast-fashion-responsable-gabrielfariasiribarren.com

El fast fashion ha logrado este significativo cambio de paradigma en el mundo de la moda comprimiendo los ciclos de producción y creando modelos actuales no solo para expandir el guardarropa de cada uno de los consumidores sino también para renovarlo rápida y periódicamente durante el año.

Si quieres entender en detalle y conocer las principales aristas del “Fast Fashion” en este post del blog “Moda rápida, exitoso modelo de la industria textil” hablámos de todo ello exhaustivamente.

Los plazos de pre producción y fabricación actuales son muchos más cortos que los de hace 10 o 17 años- sí, solo han pasado estos pocos años aunque nos parezca muy anticuada aquella “lejana moda de  dos temporadas anuales”- han permitido que las marcas presenten más colecciones y con mayor frecuencia. Las estimaciones de la misma consultora internacional arrojan, desde 24 nuevas colecciones cada año que presenta una reconocida marca española, que constituiría uno de los extremos, pasando por las 12 a 16 que se renuevan semanalmente de una enseña sueca. Mínimamente, entre todas las empresas de indumentaria europeas, el número promedio de colecciones de prendas y accesorios se ha más que duplicado, de dos por año en el 2000, a unas 5 en 2011.

A lo largo de casi todas las categorías, los clientes conservan las prendas casi la mitad del tiempo que lo hacían hace 15 años. Algunas estimaciones sugieren que los consumidores tratan a la ropa de menor valor casi como prendas descartables y se deshacen de ellas después de solo siete u ocho usos.

Una industria poco tecnológica e intensiva en mano de obra.

No obstante, sigue siendo muy cierto que la innovación en el modo en que se elaboran las prendas no ha cambiado al mismo ritmo que los procesos con los que se diseñan y se comercializan. La moda pronta es actualmente un negocio sofisticado e inmenso, alimentado por un sistema de producción fragmentado y de baja tecnología.

Hasta hace poco tiempo, el estable y significativo aumento de las ventas sugería que la mayoría de los consumidores ignoraban o toleraban los costos sociales y medioambientales de la pronto moda. Pero esto ha cambiado con las nuevas generaciones de consumidores conscientes y las principales empresas globales han decidido que tampoco van a “sentarse” a esperar una respuesta negativa y masiva de sus clientes. Estas compañías han empezado a trabajar para remediar el negativo impacto, ampliamente inadvertido del negocio de la moda rápida.

En nuestro artículo anterior, uno de los más difundidos y comentados del blog, hemos analizado esta nueva realidad dentro del sector de la moda. Te invito a que leas sobre los consumidores conscientes y los cambios que han propiciado.

Pronto moda responsable.

Fast Fashion responsable-gabrielfariasiribarren.com

Producir un cambio positivo y un aporte de valor significativo a través de nuevas acciones.

Por ello, se han puesto “manos a la obra” sobre la problemática de  dos segmentos importantes de su cadena de valor: la fuerte demanda de recursos y la situación laboral en el proceso productivo; y en el desperdicio excesivo relacionado con los desechos de las prendas gastadas o fuera de moda”.

Por todo lo enunciado hasta ahora, el título que he escogido para este artículo- Fast Fashion responsable – que es lo mismo que expresar Pronto Moda responsable, no es en sí mismo contradictorio. Por el contrario estoy sumamente convencido que estos términos pueden ser complementarios y no excluyentes. A las cosas se las mejora desde dentro y con participación.

En este post encuentras más información sobre Moda Responsable y Sustentable y en el próximo artículo enumeraremos y analizaremos cada una de esas acciones que nos permiten mejorar la industria de la indumentaria de modo tal que su aporte de valor a nuestro planeta y a la sociedad en la que vivimos sea muy superior al daño que pueda causar.

Más sobre moda responsable en El Blog de Modaes.es

Opt In Image
Estándares y Proceso de Pre Producción EBOOK GRATUITO
Suscríbete al newsletter y recibirás el ebook.

Un artículo de 46 páginas con contenido detallado en:

Segmentación y conexión
Estándares, envíos y aprobaciones
Velocidad y claridad
Tipos de aprobación
Aprobación del estudio de rendimiento
Aprobación de la prenda terminada
Calendario con el tiempo y proceso de la Producción
Conclusión
Apéndice – planilla del calendario con el tiempo y el proceso de la producción

 

Ebook exclusivo para lectores subscriptos al blog.

Share this:

Puntuación Total 98%

¿Qué te ha parecido el artículo?
Ayúdanos a mejorar el blog:

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (5 votes, average: 5,00 out of 5)
Cargando…

3 Responses to Fast Fashion responsable

  1. Berta Schachter dice:

    Hola Gabriel!!!! un gusto leer tus publicaciones que nutren de conocimientos exactos…la moda va rotando y el consumo es mayor ya que el cambio tambien se debe a que existen por los medios de comunicacion que cada vez son mayores por las nuevas tecnologias que asi lo permiten…estamos con generaciones que van comprando y renovando sus prendas debido a que venden las prendas que usan por muy poco tiempo intermediando las paginas de ropa usada en buenas condiciones…mis saludos Berta Schachter.-

    • Estimada Berta, como siempre muchas gracias por tus palabras y por compartir tu opinión con todos nosotros! Es un placer estar en contacto contigo! Me habías solicitado envío de información y estoy pendiente de que me aportes lo que te he consultado. Fuerte abrazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *